NUESTRA HISTORIA: MONASTERIO LA ENCARNACIÓN ( I )

Este edificio se funda originariamente como Hospital de la Encarnación del Hijo de Dios en 1549, por Don Juan Téllez Girón, IV Conde de Ureña. En 1612 fue ocupado por los Jesuitas, que lo habilitaron pocos años, después en 1626 la IV Duquesa de Osuna, funda en el solar del antiguo hospital el Monasterio que habían de regir las religiosas de la Real y Militar Orden de la Merced.

El interior de la iglesia es de una sola nave cubierta con bóveda de cañón, abriéndose en una pequeña cúpula. El retablo mayor es barroco y es presidido por la imagen de la Virgen de la Merced.

Del interior del convento, actualmente museo que es de dos plantas es levantado sobre columnas de mármol blanco. El zócalo del claustro aparece revestido con azulejos sevillanos, forman una excepcional y casi única colección, con representaciones de los cincos sentidos, las estaciones del año, escenas bíblicas, una vista de la sevillana Alameda de Hércules y las monjas rezando en el coro, así como escenas de montería y tauromaquia.

Además del zócalo del patio tenemos los de la escalera y los de la galería superior con los escudos de los fundadores y de la Orden Mercedaria

Del Museo, en su primera planta, llamada de la Virreina, destacar la Dolorosa, firmada al dorso por Meneses Osorio en inicios del siglo XVIII. También cabe mencionar el pequeño conjunto escultórico presidido por una Virgen de Trápani, del siglo XVII, un Niño Jesús Hispano-filipino y un Cristo.

Comentarios

Entradas populares