Semana imprevisible


Lo que llevamos de Semana Santa se va caracterizando por lo impresivilidad climatológica, aunque en cierta medida el tiempo va respetando a nuestras hermandades.

Si por algo se caracteriza la primavera es por esto que estamos viviendo, horas de sol, nubes y lluvias. El Domingo algo de eso sucedió, a la hora que tenia que salir Dulce Nombre llovía, pero el tiempo presto una prorroga que le permitió realizar estación de penitencia hasta Carrera Oficial. La historia se repetía ayer Martes Santo, en esta ocasión la hermandad de la Vera-Cruz fue ganando paso y entorno a la 1 de la madrugada los tres pasos estaban ya en San Agustín, librándose de un fuerte aguacero.

Ello nos permitió ver alguno de los estrenos que lucía la hermandad, así tal como vemos en la imagen del Santísimo Cristo de la Vera-Cruz, luce potencia y corona de espinas y un sudario que nos hacia volver a ver una imagen dieciochesca de nuestra historia. Los ganadores del Carmen Torres, como viene siendo tradicional le cantaron a los Sagrados Titulares en Plaza Mayor.

Y queda por ver como se desarrollara lo que queda de Semana Santa y los días grandes de la misma: Jueves Santo, madrugá y Viernes Santo. Y aventurarse hacer un pronostico es casi una utopia.

Comentarios

Entradas populares