Devociones que tuvo Osuna

La Cuaresma llega a su fin, y con ello tenemos ya a la vuelta de la esquina el inicio de nuestra Semana Santa. Con ello concluimos nuestra serie de artículos, que hemos venido publicando, con temática relacionada con nuestra semana mayor. En esta ocasión, nos queremos acordar del Santísimo Cristo de la Sangre, que actualmente se encuentra en la Iglesia de San Agustín y que en otros tiempos gozo de gran devoción en nuestro pueblo.

Resulta curioso, que se conserven las Reglas Primitivas de esta Hermandad, hecho casi inusual en Osuna, porque sólo se conservan las reglas primitivas de la Hermandad de la Quinta Angustia. Este hecho, es relativamente reciente y es fruto de las investigaciones que llevo a cabo el historiador local Pedro J. Moreno de Soto. La hermandad de la Sangre se caracterizo por tener una nómina de hermanos de alto linaje, ligados a la nobleza de la sociedad ursaonense de la época y una devoción que supero los límites geográficos de nuestra Villa.

Sabemos que a lo largo del siglo XVII, la hermandad de la Sangre,  realizaba estación de penitencia, desde la Iglesia de San Agustín, hasta la Insigne Iglesia Colegial, a las cuatro de la tarde de cada Jueves Santo. Pero hacía finales de siglo, cambiaría su estación de penitencia, a la tarde del miércoles santo. Esto fue, debido a las disputas que mantenían las distintas hermandades de penitencia de la época, por mantener su día de desfile procesional.

La talla del Cristo de la Sangre es de firma anónima, pero destaca su espléndida cruz de plata, que data del siglo XVIII  Resulta curioso que en la actualidad encuentre agasajo, entre devotos y hermanos de la Vera Cruz, con la que la hermandad de la Sangre mantuvo sonados rifirrafes y disputas, en siglos pasados. Desde luego, estamos hablando de una imagen crístifera de incalculable valor y que viene a enriquecer el legado patrimonial de nuestra localidad.





Comentarios

Entradas populares